Insumos agropecuarios en salta

El agua que no vemos es el futuro de la producción

En un contexto donde el 40% del área continental se encuentra en un proceso de mega sequía, la Organización de las Naciones Unidas ha puesto el foco en el agua subterránea, señalando que es necesario explorarla, analizarla y monitorearla a fondo, ya que de ella depende la producción de alimentos y todo nuestro entorno natural.



El foco que la ONU ha puesto este año sobre la medición del uso del agua, tiene una especial relevancia para la producción agrícola. Las áreas cultivadas irrigadas representan el 20% de la superficie productiva del mundo y contribuyen aproximadamente al 40% de la producción mundial de alimentos. Sin embargo, el 44% del agua utilizada para el riego se pierde.


En el caso de Argentina, gran parte de la producción de cultivos intensivos de alto valor se realiza bajo riego y se destina a la exportación. Las nuevas tecnologías para el campo han venido a ocupar un lugar central en el cuidado y el uso eficiente del agua para riego agrícola, ya que permiten un mejor aprovechamiento del recurso.

En el el marco del Día Mundial del Agua, Jairo Trad, CEO y Co Founder de Kilimo, la empresa especializada en el monitoreo de riego en cultivos, reflexionó sobre por qué es relevante incorporar tecnología a las decisiones que el productor toma en la finca “Al incorporar una tecnología de monitoreo, el productor puede cuantificar el impacto de los manejos, regar solo cuando el cultivo lo requiere y de esta forma reducir la huella hidrica”.


El software desarrollado por Kilimo brinda al productor información confiable y fidedigna y lo acompaña no solo a tomar decisiones de riego con datos, sino también a alcanzar la certificación la huella hídrica sin necesidad de instalar equipos en la finca.


En un escenario en el que el agua es escasa, los productores que tecnifican y cuantifican el uso del agua son los que más chances tienen de gestionar de forma eficiente, ser más sostenibles con el recurso disponible y ganar un lugar en las decisiones de los consumidores. Por eso, los recursos tecnológicos impactan positivamente en la huella hídrica de la producción agrícola, indicador medioambiental que define el volumen total de agua utilizado para producir los bienes y servicios que habitualmente consumimos.


APRENDER A REGAR MEJOR

Como una forma de mejorar el conocimiento sobre el manejo adecuado del riego y dentro del marco del Mes del Agua, Kilimo -por medio de su Academia de Riego- desarrollará actividades gratuitas y online abiertas para todo el público.


Fuente: Los Andes

8 visualizaciones0 comentarios