Insumos agropecuarios en salta

18 Ruedas

“Conduciendo mi camión, estoy viendo asomar el sol. Respirando el amanecer, las distancias intento vencer”, reza un tema de rock nacional que bien describe lo que siente Sebastián.


Del pueblo de Caravelas, este bonaerense de 40 años al que conocen como “Cucusa” se crió arriba de un camión junto a su papá, apropiando desde niño a esa pasión por las 18 ruedas y el rugir del motor, transportando cargas y sueños.

Y cuando no andaba arriba del camión del viejo, se juntaba a patear un rato con los pibes del barrio, con su camisetita azul y oro. Los años no le quitaron ninguna de esas dos pasiones. Hoy Cucusa, Sebastián De Dieus como en realidad se llama, es camionero de ley; está orgulloso de serlo, y sigue tirando caños y gambetas cada vez que puede sumarse a un partidito.


“Me gusta mucho conocer un montón de gente y lugares”, asegura mirando hacia arriba, como intentando visualizar cada rostro, cada paisaje. Y muchas veces, cuando la ruta parece estirarse más de la cuenta, viaja imaginando estar junto a su esposa y sus hijos, Oriana y Máximo. Los lleva siempre con él y es por ellos que el sacrificio vale la pena.


Mucho tiempo fuera de casa, con las incomodidades lógicas para la higiene y el descanso, aguantando el frío o el calor, aguantando las distancias, las ausencias.

Pero el camión es también su vida y, si tuviera que volver a elegir, sin dudas Sebastián volvería a ser camionero.